11.000 hogares y empresas andaluzas ya cuentan con instalaciones de autoconsumo eléctrico para ahorrar en su factura de la luz ¿cómo lo han hecho?

El autoconsumo con instalaciones fotovoltaicas conectadas a red, que consiste en producir electricidad para el propio consumo a través de paneles solares fotovoltaicos que capturan la energía solar y la convierten en electricidad, continúa ganando adeptos en Andalucía. Estas 11.000 instalaciones suman una potencia total de 127 megavatios (MW).

En la comunidad andaluza hay ya cerca de 11.000 hogares y empresas que disponen de paneles solares fotovoltaicos, que suman una potencia total de 127 megavatios (MW). Esto supone que, en solo un año, se ha multiplicado por 3,5 veces la potencia fotovoltaica conectada a red (36 MW en 2019) y que en 2020 ha experimentado un crecimiento del 250% en comparación con el ejercicio anterior.

Este dato tan destacado para el desarrollo de las energías renovables en Andalucía lo ha dado a conocer la Agencia Andaluza de la Energía en la séptima reunión de la Mesa para el Autoconsumo que impulsa la Junta de Andalucía y que coordina esta entidad, que ha comenzado el año con nuevos miembros y la creación del grupo de trabajo de Comunidades Energéticas Locales.

Esta Mesa, primera de estas características que se creó en España, realiza una labor constante de promoción de esta tecnología mediante la que cualquier consumidor puede generar su propia energía eléctrica. En ella se integran 18 entidades destacadas relacionadas con el ámbito del autoconsumo, entre ellas, distintas asociaciones, colegios profesionales y empresas distribuidoras.

La comunidad cuenta a día de hoy con el 22% de la potencia total fotovoltaica instalada en España, situándose a la cabeza junto con Extremadura, que dispone de unas cifras muy similares, según los últimos datos oficiales ofrecidos a cierre de 2020 por Red Eléctrica de España (REE).

Esta tecnología es muy versátil por lo que en los últimos 15 años han proliferado en Andalucía instalaciones fotovoltaicas conectadas a red en cubiertas de edificios, integradas en los núcleos urbanos o en suelo, como pequeñas centrales eléctricas de entre 2 y 10 MW de potencia que han promovido el impulso a un sistema de generación más distribuido.

Además, durante los dos últimos años se han promocionado de forma masiva centrales fotovoltaicas de mayor tamaño (entre 10 y 200 MW), poniéndose en funcionamiento durante 2019 y 2020 una potencia de 1.634 MW. De esta manera, Andalucía ha conseguido alcanzar los 2.672 MW de potencia instalada en fotovoltaica a finales de 2020.

Preguntas más frecuentes

La Mesa, a través de la Agencia Andaluza de la Energía, ha elaborado una Guía para responder a todas aquellas cuestiones que pueden surgir a la hora de plantearse incorporar una de estas instalaciones. Por ejemplo: ¿Qué tamaño debe tener? Para hacernos una idea, una instalación de 1 m2 de superficie de captación solar dará una potencia media de unos 150 Wp (Watios pico). Es decir, que si disponemos de una cubierta de 10 m2, podremos poner una instalación de 1.500 Wp, que nos puede proporcionar 2.400 kWh/año de electricidad, lo que equivale al 60% del consumo medio de un hogar andaluz.

El coste suele ser otra pregunta recurrente. Una instalación para autoconsumo en una vivienda suele tener un tamaño de entre 1,5 kW y 4 kW de potencia fotovoltaica y un precio que puede oscilar de 2.500 euros a 6.000 euros, si bien lo recomendable es que se consulte al menos a tres instaladores autorizados para analizar bien el perfil de consumo y buscar la mejor solución.

¿Y cuánto puedo ahorrar en el recibo de la luz? Una instalación bien dimensionada puede producir suficiente ahorro en nuestra factura eléctrica como para que la instalación se amortice en un periodo de entre 6 y 8 años.

Si disponemos de una cubierta de 10 m2, podremos poner una instalación de 1.500 Wp, que nos puede proporcionar 2.400 kWh/año de electricidad, lo que equivale al 60% del consumo medio de un hogar andaluz

Todas estas dudas y más información, como los pasos a seguir para poner en marcha una instalación de autoconsumo de hasta 100 kW o las ventajas que supone, pueden consultarse en la Guía que está disponible en la página web de la Agencia Andaluza de la Energía.

La Mesa para el Autoconsumo en Andalucía está concebida como punto de contacto y coordinación de la Administración andaluza y el sector empresarial para impulsar el desarrollo de las instalaciones para autoconsumo en la región.

Todos los trabajos que se desarrollan se articulan a través de cuatro grupos de trabajo cuyas líneas prioritarias de acción son la mejora y agilización de la tramitación de las instalaciones; la difusión del autoconsumo entre los ciudadanos, las empresas y los diferentes municipios, así como una mayor formación del sector empresarial asociado a esta actividad y del personal de entidades públicas.

En la última reunión de la Mesa se ha presentado un nuevo grupo de trabajo, el de Comunidades Energéticas Localespara facilitar que los ciudadanos pasen de ser meros consumidores a productores y actores principales del sistema energético. Coordinado por el Consejo Andaluz de Ingenieros Industriales, con el apoyo de la Agencia Andaluza de la Energía, este grupo potenciará la promoción del autoconsumo en este nuevo ámbito que aparece en el escenario de la transición energética en la que estamos inmersos, donde se promueve un sistema más justo, eficiente y colaborativo de nuestros recursos energéticos y donde se toma en consideración el empoderamiento del usuario, especialmente a nivel local, reduciendo los costes energéticos de hogares, empresas, industrias y sector público.

El encuentro ha servido, además, para incorporar a un nuevo integrante: el Consejo Andaluz de Cámaras de Comercio, siendo ya un total de 18 las entidades que forman parte de esta Mesa junto con la Agencia Andaluza de la Energía y la Dirección General de Energía como representantes de la Junta.