CCOO Andalucía exige a Educación la readmisión de las 73 trabajadoras de escuelas infantiles despedidas

Noticias Andalucía. Se han concentrado nuevamente ante el Palacio de San Telmo todas las trabajadoras procedentes de las cinco escuelas infantiles afectadas.

CCOO ha vuelto a exigir a la Consejería de Educación y Deporte de la Junta de Andalucía la readmisión de las 73 trabajadoras de las escuelas infantiles de Almería, Chipiona, La Línea, Torrox y Sevilla que habían sido despedidas el pasado 1 de septiembre al no ser subrogadas por la Junta de Andalucía después de años en sus puestos de trabajo.

CCOO “continuará convocando y respaldando a las trabajadoras en este conflicto”. Según la Federación de Enseñanza de CCOO-A, “está en los Tribunales y esperamos que pronto comiencen a celebrarse los juicios para que las compañeras consigan la subrogación que es lo que están pidiendo”.

Por el momento, la Federación ha señalado que la Junta de Andalucía no se ha pronunciado, por lo que “continuarán las movilizaciones”.

Durante esta semana también se están llevando a cabo movilizaciones convocadas por CCOO en el sector de las trabajadoras y trabajadores que prestan el servicio de apoyo al alumnado con necesidades educativas especiales de colegios e institutos de la Consejería de Educación, un colectivo abrumadoramente compuesto por mujeres en un 97% con 1200 efectivos de personal en sus plantillas. “Demandamos para este colectivo una salida laboral ante la próxima asunción del servicio por parte de la Consejería de Educación, habida cuenta de que ha sido la propia Intervención General de la Junta de Andalucía la que ha urgido a la Administración a dejar de licitar el servicio mediante empresas”.

A estas movilizaciones se unirán en próximas fechas los Intérpretes de Lengua de Signos (ILSE), que se encuentran en la misma situación descrita. “La Administración andaluza no puede mirar hacia un lado y condenar al desempleo a las personas trabajadoras que durante años de precariedad han llevado adelante esos servicios, sino que ha de ofertarles garantías laborales a la misma vez que revierte el servicio. Son dos cuestiones que no se puede disociar, sino que deben ir indisolublemente unidas”, aseguran.