Los sindicatos advierten: “La Ley de alojamientos turísticos que pretende la Junta enmascara una norma urbanística que da un cheque en blanco al empresariado”

Los sindicatos advierten: “La Ley de alojamientos turísticos que pretende la Junta enmascara una norma urbanística que da un cheque en blanco al empresariado”

La secretaria de Condiciones de Trabajo de CCOO de Andalucía, Yolanda Carrasco, ha evaluado el Proyecto de Ley por el que se disponen medidas de incentivo para la renovación y modernización de los establecimientos de alojamiento turístico.

El sindicato ha sido muy crítico con el Proyecto, al entender que “el título no se ajusta a su verdadero contenido, ya que no hay ni una sola medida de incentivo para diseños de interiores de los establecimientos hoteleros, incentivos orientados a la apuesta por la tecnología y detalles decorativos, incentivos para la renovación de los mobiliarios o medidas para la mejora de las condiciones de seguridad y accesibilidad”.

Para CCOO, esta norma “enmascara una clara intencionalidad del Gobierno andaluz de desregular el sector con medidas de contenido urbanístico que habilita la realización de obras de ampliación y reformas de establecimientos turísticos sin las limitaciones propias del planeamiento urbanístico, y todo ello usando como pretexto la pandemia que exige adopción de medidas preventivas de salud pública”.

“Estamos ante un Proyecto de Ley que pretende eliminar, no flexibilizar como se señala en el título, la aplicación de los parámetros urbanísticos de edificabilidad, ocupación y altura de aplicación en las licencias de obras que se soliciten en los próximos tres años, permitiendo incrementar hasta en un 15% la edificabilidad y la ocupación en las parcelas donde se encuentre un establecimiento turístico.

Este incremento puede ser de hasta un 20% si mediante el mismo permite a los establecimientos adaptarse a categorías superiores”, denuncia Carrasco.

La dirigente ha criticado, además, que el Gobierno andaluz no ha hecho un estudio previo para evaluar el impacto que va a tener la aplicación y desarrollo de esta Ley, en términos económicos, sociales, de empleo, y de sostenibilidad, y resalta que “ha obviado al Consejo de Turismo, siendo contrario el contenido de la Norma a los objetivos del propio PLAN META 2027.

“Se deja a merced de las posibilidades de capital de las empresas la modificación medioambiental y del propio sector, al estar basada en los viejos criterios de especulación inmobiliaria y de un modelo urbanístico insostenible y socialmente irresponsable”.

“Es un cheque en blanco al empresariado que se olvida igualmente de la calidad del empleo en un sector altamente precarizado y que ata de pie y manos a ayuntamientos y entes locales, dejádoles como actores pasivos de un mercado urbanístico que el Gobierno andaluz pretende desregular”, ha apostillado Carrasco.

ARTÍCULOS PROMOCIONADOS