UGT acusa al consejero de Educación de actuar «como una pantomima» en la gestión de la pandemia

UGT acusa al consejero de Educación de actuar «como una pantomima» en la gestión de la pandemia

Desde que comenzó la pandemia, allá por marzo de 2020, «se cuentan con los dedos de una sola mano las ocasiones en las que el Consejero de Educación y Deporte, el máximo responsable de la Educación en Andalucía, ha tenido a bien reunirse con los representantes del profesorado andaluz para, al menos, preocuparse por el sentir de los docentes de nuestra comunidad» asegura el sindicato.

«Ahora, después de más de un año desaparecido, pretende que nos sentemos a analizar la gestión de su Consejería, en una mañana, en la que convoca a todos los colectivos» insiste.

El sindicato es taxativo: «Evidentemente, desde UGT Servicios Públicos Andalucía no vamos a asistir a esta pantomima ¿Para qué? ¿Qué vamos a decirle? Nuestro posicionamiento quedó más que claro cuando en el mes de febrero de 2021 pedíamos su dimisión» y realizan el siguiente balance que reproducimos a continuación:

Durante este año hemos presenciado cómo los docentes han tenido que organizar el curso con unas instrucciones escuetas, ambiguas, y a contratiempo; cómo los propios centros han tenido que comprar equipamiento sanitario porque no llegaba el escaso material que se mandaba por parte de la Consejería; cómo se ha suministrado a los docentes solo de una mascarilla quirúrgica para toda la jornada cuando las autoridades sanitarias recomendaban cambiarlas cada 4 horas y además que fueran FFP2 para tener una protección eficaz; cómo la vacunación para los docentes llegó tarde y, casi a finales de curso, aún quedan profesionales sin vacunar; cómo los profesores de refuerzo se incorporaron a los centros terminando el primer trimestre, por lo que no pudo planificarse el curso con ellos; cómo se han denegado las solicitudes de vulnerabilidad para casi todos los docentes; cómo los ordenadores “prometidos” en septiembre de 2020 llegaron, en la mayoría de los centros, en el segundo trimestre; cómo el alumnado y profesorado andaluz han tenido que sufrir las bajas temperaturas dentro de las aulas por una mala previsión de la Consejería …

¿Cuál es nuestro balance? Evidentemente negativo.

¿Qué nos van a contar? ¿Que los centros educativos son lugares seguros? ¿Que los niños no se contagian? ¿Por qué no nos dicen que la mayoría de ellos son asintomáticos y cuando uno enferma puede transmitirlo a toda la clase y a su vez a sus familias?¿Por qué, en la mayoría de estos casos el diagnóstico final suele ser contagiado “en el ámbito familiar”, contribuyendo así a bajar las estadísticas en el ámbito educativo? ¿Por qué no se exigió que continuase el protocolo de aislar a toda la clase cuando había un alumno contagiado? Simplemente porque políticamente no interesa. Recordemos que son las CCAA las que tienen las competencias educativas.

¿Para qué asistir ? Desde UGT Servicios Públicos Andalucía no podemos negar la evidencia. Este curso lo ha salvado la plantilla de docentes que a pesar del maltrato que sufren en sus condiciones laborales cumplen con rigor sus funciones como servidores públicos.

UGT seguirá velando por los intereses de los docentes andaluces y seguirá pidiendo, solicitando, exigiendo…que se premie la labor docente públicamente con un aumento retributivo digno y que se mantengan todos los refuerzos COVID para siempre, ofertándose en la colocación de efectivos. Igualmente pediremos un aumento real de plantilla que lleve a una bajada de las ratios en las aulas para poder impartir una enseñanza segura y de calidad.

ARTÍCULOS PROMOCIONADOS